Innovación, menos es más.

En muchas ocasiones, cuando afrontamos un nuevo desarrollo, es decir, un proceso de innovación nos enfocamos en la necesidad de ser novedosos, de crear algo nuevo, y esta búsqueda nos lleva a querer idear, crear,desarrollar o implementar nuevas tecnologías, nuevos conocimientos….

Todo ello nos conduce a una elevada complejidad basada en nuestra propia acumulación y generación de información en donde solemos encontrarnos ante ciertos dilemas:

· ¿cómo procesar toda esta información?

· ¿cómo poner orden y generar valor?

· ¿qué debemos realmente hacer?

· ¿Dónde está lo novedoso?

En resumen, terminamos queriendo “reinventar la rueda”. Por contrapartida, muchas veces el conocimiento necesario para dar respuesta a nuestro enigma o planteamiento es mucho más simple, está cerca de nosotros y podríamos construir grandes cosas si simplemente recurriéramos más a menudo al saber popular, a las costumbres, a lo tradicional.

Muchas veces “menos es más”, y el excesivo foco en el desarrollo nos hace perder oportunidades sencillas que están a nuestro alcance en pro de búsqueda de metas elevadas difícilmente alcanzables. La innovación no se trata de aplicar complejos procedimientos, de buscar ampliar nuestras capacidades, de generar equipos complejos… sino sencillamente saber escuchar y observar.

Un buen ejemplo de ello es este apasionante caso es Oleicopiel, un producto desarrollado por tres enfermeros del Hospital de Alto Rendimiento de Puente Genil. Basado en el aceite de oliva para prevenir la aparición de úlceras en la piel de pacientes con problemas de movilidad o circulación, este remedio cordobés ya se aplica en ocho hospitales de la comunidad andaluza y ha empezado a probarse en otros de Madrid, Valencia y Galicia. Basado en la cultura popular del uso del aceite de oliva como elemento curativo para cortes, quemaduras, grietas en los labios… Oleicopiel contiene un 98% de aceite de oliva virgen extra obtenido de una manera especial y aplicado en aerosol de aluminio para conservar todas sus propiedades antioxidantes.

Sencillamente, una idea genial de buen uso del conocimiento popular como solución altamente efectiva y rentable (ahorro de costes en tratamientos).